reposición de la estatua de Silos Moreno

Durante la II República la estatua de Silos Moreno fue objeto de continuos ataques por parte de las organizaciones izquierdistas. El Ayuntamiento del Frente Popular acordó en 1936 quitar la estatua del obispo y destinar sus bronces para un busto de Fermín Salvochea que sería situado en el balcón principal de las Casas Consistoriales. Comenzada la guerra civil, el 30 de agosto de 1936 se procedió a la solemne reposición de la estatua de Silos Moreno en un acto que estuvo presidido por el entonces alcalde, Ramón de Carranza, y el obispo de la diócesis, Ramón Pérez Rodríguez.

4 comentarios

  1. escrito por manu el 15.07.11

    Por lo visto los de la memoria histórica o no recuerdan hechos como este de querer destruir la estatua o no le interesa recordarlos.

  2. escrito por Marisa el 17.07.11

    La memoria historica lo que intenta es que salgan a la luz hechos hasta ahora ocultos y que tienen tanta importancia para la Historia de España como los conocidos. Los episodios de la Republica, sobretodo los malos, ya han sido bien difundidos.

  3. escrito por gaditano66 el 17.07.11

    Sí, efectivamente, unos se cargaban estatuas y otros pasaban por el paredón a cualquiera “sospechoso” de no ser fascista.

  4. escrito por Gaditano 69 el 22.08.11

    Recordar que ademas de estatuas se cargaban tambien a muchas personas, en el caso de mi tio, por que iba a misa, asi que dejemos a los muertos en paz.