El monumento para el Santísimo

Se ha hablado mucho del monumento efímero que todos los años se armaba en nuestra Catedral para el Santísimo, construcción cuya maqueta se conser va hoy en el Museo Catedralicio y cuyas piezas al parecer se han perdido, salvo que algún lector  nos aclare su paradero.

4 comentarios

  1. escrito por gaditano el 9.11.09

    Parte de esas piezas aparecieron en la torre del Sagrario de la catedral vieja cuando comenzo su restauración. Eran de madera pintadas de blanco con vetas imitando el marmol.

  2. escrito por Manu el 30.12.09

    Otras piezas aparecieron hace unos años en los cuarteles del Parque Genoves (hoy Colegio Carlos III) .- De allí se trasladaron a Dependencias anexas .
    Yo guardo fotografias de cuando aparecieron y eran trasladadas, una es una escultura creo que de La Fé.

  3. escrito por Gadirio el 13.04.10

    No es extraño que las piezas apareciesen en el Torreón de la Catedral Vieja porque siempre se guardaron allí. Todos los años, poco antes de Semana Santa se trasladaban las piezas del monumento desde ese Torreón a la Catedral Nueva.
    Para transportarlas se utilizaba un carretón muy bajo que mediría unos dos metros de largo por algo menos de ancho. Estaba formado por toscos maderos y contaba con cuatro ruedas de hierro macizo probablemente procedentes de cureñas como las de los cañones del Frente de Tierra.
    El artilugio con su carga descendía por gravedad, claro, desde el Torreón hasta el pasillo que conduce a la Catedral Nueva. Una caterva de críos tiraba de una veta atada a la argolla trasera del tiesto para evitar su precipitación por la plaza cuesta abajo.
    Pasado el trago, se enfilaba el pasillo que conducía hasta el entonces garaje del obispo. El piso es horizontal en ese tramo; por lo tanto, había que empujar el ingenio hasta la puerta del garaje. Rebasada ésta se inicia la pendiente que lleva hasta la puerta lateral de la Catedral y nuevamente se hacía necesaria la frenada. No obstante, sólo con la propia inercia había suficiente para franquear la puerta, traspasar la crujía que comunica el altar mayor con el coro y dejar la pieza en el sitio preciso desde el que debía elevarse para su encaje. El lugar era esa especie de ábside que forma el extremo del crucero con salida a Arquitecto Acero.
    Algunos empleados de Festejos se ocupaban de amarrar la carga y los mismos niños la izaban tirando de otra veta articulada en una polea que colgaba de la bóveda perpendicular al monumento. Como la polea no se desmontaba nunca, no me sorprendería que siguiese allí.
    Creo que habrá alguien que recuerde más detalles.

  4. escrito por Conde de Toreno el 15.04.10

    Una vez escuche,que las columnas del Monumento, sirvieron durante muchos años, para el escenario que se montaba en la Plaza de San Juan de Dios, durante las fiestas tipicas. Escenario en donde se coronaban a las reinas de las fiestas.