El Día del Turista en los años sesenta

Estamos en el arco de entrada de las puertas de tierra en 1968. Es el Día del Turista, en pleno verano, la Policía Municipal paraba a los coches de matrículas foráneas para obsequiar a los visitantes con claveles de manos de guapas ataviadas a la andaluza. Al fondo, la terraza del "Bar Americano"  recuerden el arroz  y la farmacia de Manuel Hernández Rodicio. La planta del impoluto guardia municipal es inmejorable. Junto al urbano, el periodista Gerardo Gómez cubre el acontecimiento.

1 comentario

  1. escrito por EVA el 23.03.10

    Este guardia municipal es mi Abuelo D. Manuel Portillo Saavedra.